¿Cómo se puede dar de alta la luz en tu nuevo hogar?

¿Cómo se puede dar de alta la luz en tu nuevo hogar?

Si necesitas saber cómo se puede dar de alta la luz en tu nuevo hogar porque la vivienda no tiene suministro eléctrico, o te interesa saber cómo puedes cambiar de compañía o de tarifa contratada te proporcionamos toda la información.

Tipos de suministros para tu nuevo hogar

Si te mudas por primera vez a una vivienda que nunca ha sido habitada anteriormente es necesario una serie de procedimientos que tomarán un poco de tiempo pero al mismo tiempo, si tomas buenas elecciones desde el principio esto te va a ayudar a tener tu consumo bajo control y te vas a garantizar los mejores precios y condiciones de cara al futuro tal y como te proponemos:

Para dar de alta la luz por primera vez es necesario contactar con la compañía eléctrica a elección del usuario e informar debidamente de que lo que se solicita es dar de alta la luz y no realizar un cambio de comercializadora de luz o un cambio de titular, porque cada uno de estos trámites son completamente diferentes y tienen distintos procedimientos.

Además de la documentación solicitada, que incluye: datos personales y bancarios del titular, potencia eléctrica necesaria, CUPS, Boletín Eléctrico y dirección completa del inmueble, otros requisitos para dar de alta la luz son: recibir la visita del técnico por parte de la distribuidora para realizar las conexiones e instalación necesaria y el compromiso de pago de los derechos obligatorios destinados también a la distribuidora, que llegarán en forma de concepto extra dentro de la primera factura de luz emitida por la comercializadora. Sin embargo, cuando la vivienda ya tiene suministro eléctrico y lo que se necesita es realizar un cambio de comercializadora de luz, en este caso hay que contactar con la nueva compañía, aportar los justificantes y documentos solicitados y esperar hasta el cierre de facturación actual antes de poder cambiar de compañía de luz o gas e incluso antes de contratar una nueva tarifa.

Recomendaciones para el suministro energético de tu hogar 

  1. Elige una potencia eléctrica apropiada teniendo las condiciones de tu nuevo hogar, los electrodomésticos que vas a instalar, las personas que van a vivir y sus rutinas de consumo. Si no tienes experiencia previa en este asunto es mejor confiar en el criterio de un profesional, tras una visita al nuevo domicilio y tras visualizar tus instalaciones y electrodomésticos.
  2. Aplica la discriminación horaria cuando contrates la luz si trabajas fuera de tu casa y no estás presente durante las horas centrales del día. Esta opción te permitirá aprovechar las horas nocturnas y las primeras horas de la mañana para llevar a cabo la mayor parte de tu consumo eléctrico y pagar menos el kWh de luz. En caso contrario, sería la única opción en la que un precio estable las 24 horas del día podría beneficiarte más que la discriminación  horaria.
  3. Plantéate la opción de realizar las instalaciones de gas natural dentro de tu vivienda si no están hechas, porque es una opción mucho más económica de cara al invierno para cubrir las necesidades de calefacción y agua caliente sanitaria.
  4. Proporciona los datos correctos para que te conviertas en el titular responsable, con tus datos de contacto correctamente actualizados así como el IBAN bancario previsto para la domiciliación de los pagos.
  5. Valora la opción del autoconsumo energético aprovechando todas las ayudas y subvenciones previstas para tu Comunidad Autónoma de cara al futuro por la instalación de placas solares fotovoltaicas. Si quieres saber más sobre este asunto te recomendamos el siguiente enlace con información al respecto.

¿Te gusta este artículo?

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en Linkdin
Share on pinterest
Compartir en Pinterest

Descárgate GRATIS nuestra guía

HOLA

Te encuentras en unos de estos casos. 

Vende tu casa y gana hasta un 14% más con nosotros

Te llamamos sin compromiso (y sin atosigarte, tranquil@)